Lastiri Quirós promete iniciar movimiento por la transparencia

Juan Carlos Lastiri, candidato al Senado de la República por el PRI, afirmó que, de ganar en las elecciones, iniciará un movimiento por la transparencia.

Esto lo comentó durante el encuentro #YoXPuebla en el Combate a la corrupción, en donde señaló que surge la necesidad de un cambio en la situación actual de Puebla, por lo que con este movimiento busca la participación ciudadana.

Señaló que los partidos políticos no han tenido la capacidad de trabajar por la transparencia, poniendo como ejemplo el que no se haya nombrado al fiscal anticorrupción. También, explicó que, aunque a nivel federal se han tenido avances, en gobiernos locales como Puebla siguen existiendo retrasos en el tema.

Dijo que la corrupción es un fenómeno social, el cual afecta a todos y se encuentra en la agenda nacional, además definió la corrupción en dos tipos, la corrupción blanca que a nadie le importa y es la más común, así como la corrupción negra que es en la que vivos, y la corrupción gris que a unos importa y a otros no.

En compañía del maestro Alfredo Llamas, dijo que las redes sociales han ayudado a denunciar y hacer más claros los casos de corrupción en la sociedad, pero que a la vez son perversas.

This slideshow requires JavaScript.

Por otra parte, confirmó que participará en los dos debates entre candidatos en el Senado que organiza el Consejo Local del Instituto Nacional Electoral (INE) junto a su compañera de fórmula Xitlalic Ceja.

“Los candidatos al Senado vamos al debate. Estamos dando todas las facilidades. El INE está buscando el lugar, seguramente será en una universidad”, explicó.

México, el país más corrupto de América Latina

Más de la mitad de los mexicanos aseguran haber pagado sobornos en algún momento determinado, lo que convirtió al país en el que un mayor número de personas aseguran haber sobornado, reveló un estudio realizado por Transparencia Internacional (TI).

El documento titulado Las personas y la corrupción: América Latina y el Caribe, se encargó de entrevistar a 22 mil personas en 20 países de la región, donde encontró que la percepción general es que la práctica del soborno se encuentra en aumento y que los gobiernos no han sabido combatirla con determinación.

En datos, el 51 por ciento de los mexicanos encuestados dijo que pagó sobornos en el periodo que se realizó el estudio entre el 27 de mayo al 8 de junio de 2016, superando el porcentaje de países como República Dominicana (46%), Perú (39%), Venezuela (38%) y Panamá (38%).

“En estos países, los índices de soborno son elevados, se percibe un alto grado de corrupción policial y los ciudadanos tienen una perspectiva negativa tanto de los esfuerzos gubernamentales contra la corrupción como de la merma en el nivel de corrupción durante los 12 meses anteriores”, señala el estudio.

Dos tercios de los encuestados consideró que la corrupción ha aumentado en los últimos 12 meses, aunque con diferencias sustanciales entre varios países ya que en Venezuela el 87 por ciento de los entrevistados notó un cambio significativo.

Por ello, de acuerdo con el estudio, el soborno es una acción habitual para muchas personas de la región que necesitan acceder a servicios básicos, por ello más de 90 millones de personas aceptó haber pagado sobornos en los últimos 12 meses.

Las diferentes entre esta encuesta de Transparencia Internacional y su Índice de Percepción de la Corrupción, son principalmente que aquí se preguntó la experiencia personal de personas de la sociedad general, mientras que en el segundo solo se cuestiona a expertos.

“La fotografía de la región no es positiva. Porque un gran número de ciudadanos piensa que la situación no cambia o ha empeorado y porque muchas personas dicen que el gobierno no está haciendo un buen papel”, dijo Alejandro Salas, responsable de la ONG TI para las Américas.

Respecto a los países con menor porcentaje, se encuentran Costa Rica, Paraguay, Uruguay, Chile, Jamaica, Argentina, Brasil y Trinidad y Tobago, la que resultó con el índice más bajo al solo tener seis por ciento.