Continúan investigaciones sobre el caso de Mara Fernanda

Mara Fernanda Castilla Miranda, joven de 19 años, fue vista por última vez la madrugada del 8 de septiembre en San Andrés Cholula, cuando abordó una unidad de la empresa Cabify.

Su caso es uno más de la violencia generada contra las mujeres en Puebla, uno donde se contabilizan alarmantes cantidad de femenicidios y de desapariciones.

De acuerdo con las primeras investigaciones, la joven originaria de Veracruz se encontraba conviviendo con sus amigos en uno de los bares de la zona de Cholula desde el día jueves siete de septiembre, por lo que en la madrugada del viernes solicitó un taxi para que la trasladará en su casa, ubicada en un fraccionamiento de San Andrés Cholula.

La unidad de la empresa Cabify llegó al domicilio solicitado, pero la joven nunca descendió de la unidad, afirman familiares y amigos, sustentados en las cámaras de vigilancia del lugar.

Desde entonces su paradero se mantiene en incógnita, las autoridades ya han llamado a declarar al conductor quien la trasladó, declarando a la fiscalía y dando detalles del viaje, asegurando que no tuvo que ver con el presunto secuestro de la joven.

La empresa Cabify también se ha mantenido al pendiente del caso, informando que el chofer presentó toda la información necesaria para ser contratado, aunque algunas voces indican que parte de su documentación sería falsa. De igual forma, existen dudas sobre el tiempo de traslado ocupado para el viaje, el cual duró más de 40 minutos, cuando en trayecto normal no se ocuparía más de la mitad de ese tiempo.

Autoridades de la Universidad Popular Autónoma de Puebla (UPAEP), en la que estudia la joven la licenciatura en Ciencias Políticas, han pedido se intensifiquen las investigaciones y se esclarezca a la brevedad los motivos de su desaparición.

“Nos tiene desde luego esto muy consternados, nos tiene preocupados pero también ocupados, estamos cerca de la familia y nosotros esperemos que pronto las autoridades nos tengan una respuesta y esperemos que desde luego aparezca ella”, dijo José Antonio Díaz, director de vinculación de la UPAEP.

La madre de la joven, Gabriela Miranda, dijo en entrevista que consideran que el caso se trata más de trata de blancas y no de secuestro.

“El día sábado yo recibí una llamada en donde me dijeron que ella estaba bien, pero al pedir más información me colgaron. En este momento estamos descartando el suecuestro porque no nos han pedido absolutamente nada, pero pensamos que tiene más el estilo de la trata de blancas”, dijo la madre entrevistada por e-Consulta.

La situación inclusive ha llevado a otros servicios de transporte privado a lanzar recomendaciones para asegurar su viaje, como el caso de Uber, quien aconsejó a sus usuarios tomar precauciones al solicitar y abordar el automóvil.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s